Síguenos en:
facebook twitter
ESPECIAL Tradición y diplomacia Cada país celebra las fiestas de una forma distinta. Desde sus embajadas, figuras del mundo diplomático que residen en Ecuador, nos hablan de las costumbre de sus países.


Tradición y diplomacia

Por Carla de Patiño y Dágueda Salgado Ordóñez
Fotos: César Mera y César Pasaca.

Paola Piccato, esposa del embajador de Italia
VIVENCIAS QUE DEJAN HUELLA

Paola Piccato es la esposa del embajador saliente de Ecuador en Italia, Gianni Picatto, diplomático de carrera, que ha vivido los últimos 29 años viajando a diferentes regiones del mundo. Por este motivo, no es extraño que entre las añoranzas de Paola estén su familia y las celebraciones navideñas típicas de su país. 
Ella es de Turín, al norte de Italia, y explica que en las diferentes regiones varía un poco la celebración de esta fiesta. “Por lo general y como es invierno, las familias se reúnen en las casas para pasar cobijados y juntos estas festividades…los días son más cortos y muy fríos”, menciona.  
Las tradiciones, como nos cuenta Paola, se inician desde el 8 de diciembre con el Día de la Inmaculada, ya que se arma el árboL, así como el pesebre.  Una semana antes del 24, la gente recorre las iglesias de las ciudades y pueblos para recrearse observando el arte en la construcción de los pesebres. En la Nochebuena se prepara el “Cenone di Natale”, la cena tradicional donde toda la familia festeja este día especial. A medianoche, usualmente, se asiste a la Misa del Gallo y en la mañana del 25 se abren los regalos.
Para la cena, el menú (de su región) se compone de una variedad de entradas basada en carne y embutidos, y un plato especial de chorizo con lenteja. El plato principal lleva agnolotti (pasta fresca) relleno de carne y espinaca en una salsa de tomate y carne, acompañado con vinos blancos y tintos. Además, no puede faltar el famoso postre “Panettone”. “Al final de la cena, compartimos el postre que generalmente va con “zabaglione”, una salsa elaborada a base de huevos y de vino Marsala”, aclara Paola y cuenta que también son tradicionales los turrones. En otras ciudades como Roma prefieren el cordero y más al sur, dice, se decantan por el bacalao. 

El clásico Panettone

Las tradiciones, como nos cuenta Paola, se inician desde el 8 de diciembre con el Día de la Inmaculada, ya que se arma el árbol (usualmente con colores dorados, rojos y verdes, además se usa una estrella en la punta del árbol), así como el pesebre


Marta de Álvarez, esposa del embajador de Argentina
UNIÓN FAMILIAR

Las festividades navideñas en Argentina se centran en la cena del 24 de diciembre. “Es un evento netamente familiar”, señala Marta de Álvarez, esposa de Alberto Álvarez, embajador de Argentina en Ecuador. 
Explica que las costumbres en su país se acercan más a las europeas que a las norteamericanas: “El 8 de diciembre, que es el día del nacimiento de la Virgen, se arma el árbol de Navidad y el pesebre que es muy importante para nosotros. Todo se desarma después del Día de Reyes, que también lo celebramos. En este día, los niños esperan la llegada de los Reyes Magos, por lo que le envían una carta. Por lo general, dejan sus zapatos afuera, comida y agua para los camellos y reciben sus regalos a cambio”, afirma. 
La noche del 24, las familias asisten a la Misa del Gallo antes de cenar, a su regreso se pone el Niño Jesús en el pesebre y se procede a cenar. En Argentina,  el mes de diciembre es bastante cálido por lo que las comidas que se ofrecen son una mezcla de platos fríos y calientes. Según Marta, un menú típico consta de: tomates fríos rellenos de atún, huevos rellenos, pollo relleno de tocino y espinaca, “Vittel Thone” (lengua de vaca en una salsa de anchoas y alcaparras), cima rellena (carne rellena con vegetales, queso y huevo duro), pionono (brazo gitano salado), el típico matambre (es una sobrebarriga rellena), entre otras delicias. El postre clásico se compone de una ensalada de frutas con helado. Más tarde, los invitados degustan una selección de panes dulces, nueces, avellanas, turrones y garrapiñada. No faltan los vinos, el brindis con champaña y la sidra de manzana bien helada.
Para culminar la noche, se abren los regalos en medio de fuegos artificiales. “El 25 nos volvemos a juntar entre familiares y amigos, usualmente, en alguna casa de campo y terminamos de comer lo de la noche anterior. También es común que las familias pasen esos días de vacaciones en la playa”, concluye Marta.


Las fiestas navideñas tienen una gran connotación religiosa para los italianos, por eso, el nacimiento es el elemento protagonista de nuestra ambientación.  


Mayra Falck Reyes, embajadora de Honduras
JÚBILO, ALEGRÍA Y SOLIDARIDAD 

“Soy economista de profesión y catracha (gentilicio con el que se los conoce a los hondureños)  de corazón”, así se autodefine la embajadora de Honduras en el Ecuador, Mayra Falck Reyes, quien desde hace 2 años asumió este cargo y vive en Quito para cumplir con sus funciones diplomáticas. Nacida en Tegucigalpa, dice sentirse como en casa en nuestro país; sin embargo, es inevitable que en estas fechas extrañe a su hijo, a su esposo y al resto de su familia. 
Como tenemos el perfil territorial más variado de Centroamérica, la Nochebuena de la Costa es más festiva, se baila más y se decoran mucho las casas; en la zona montañosa, se hacen las famosas posadas y se asiste a la Misa de Gallo; y en la parte del Pacífico, prevalecen las tradiciones lencas (grupo étnico ligado a la cultura maya), en donde se hacen ferias navideñas de nacimientos, artesanías, joyas y bordados”, menciona entusiasmada.
El “robo del Niño” es otra de sus costumbres, siendo esta una de las que más disfruta, pues se realiza luego de que nace el Niño Jesús. “A partir del 24, cualquier visitante que llega a tu casa puede robárselo, aprovechando tu descuido, y para devolverlo, el 6 de enero, Día de Reyes, se debe organizar una gran fiesta y así recibirlo de vuelta en ese hogar”. 
En la ciudad de Comayagua, también se lleva a cabo una de las tradiciones más populares: el concurso de nacimientos, en el que participan desde las familias más humildes hasta las más adineradas. “Lo que se califica es la creatividad y la premiación se hace el 15 de diciembre para que el resto del mes los turistas visiten estos hermosos nacimientos hechos a base de barro café, blanco, rojo y oscuro. Asimismo, en Tegucigalpa, es muy común visitar el enorme nacimiento del famoso arquitecto Fernando Martínez, que lo exhibe todos los años en un lugar público", recuerda la embajadora. 
En lo que respecta a la comida característica de las fiestas, Mayra asegura que en Copán, de donde es su familia, se acostumbra hacer “chanchito  horneado”, sellado por completo con masa de tortilla y cocinado dentro de vasijas de barro. “En todo Honduras, ofrecer nacatamales es típico. Se los sirve con rompope o con café.  En cambio, para la cena se sirve gallina rellena al horno, hecha a base de papa, carne molida y zanahoria. Las famosas torrejas tampoco pueden faltar... afirma y recalca que en cuanto a bebidas, el ponche infernal es infaltable. Para hacerlo, se saca el jugo de la piña para cocinarlo junto con coco rallado, jugo de naranja, agua, canela, pimienta gorda o dioica y agua ardiente flameada.  
Finalmente, ella menciona que Fin de Año es una celebración en la que la gente sale a bailar, no sin antes haberse reunido en familia y haber cenado una tradicional pierna de cerdo horneada. 


Riqueza cultural

El nacimiento tradicional lenca va colocado sobre una base de lanilla típica.  Está confeccionado a base de barro blanco, con decoraciones autóctonas, como el espiral, el abanico y las circunferencias. Queman el barro, hacen el dibujo con una arenilla fina, luego queman la pieza y la pulen con una piedra de cera, dando forma a las figuras. 

Los tradicionales nacatamales son infaltables para ofrecer a las visitas durante estas fiestas. 

Marianick Tremblay,  embajadora de Canadá
BLANCA NAVIDAD EN FAMILIA
 
 
Es oriunda de Quebec y llegó hace solo hace 2 meses a nuestro país para asumir la cabeza de la Embajada de Canadá en el Ecuador. “Soy de formación abogada, pero desde hace 22 años trabajo para el servicio diplomático de mi país. En varios cargos políticos he representado a Canadá,  por lo que me ha tocado viajar mucho y he vivido en Chile, Marruecos, México y ahora en Quito. Por lo general, siempre me he movilizado en familia, pero esta vez mi hija mayor tuvo que quedarse allá porque está estudiando en el universidad, mientras que mi otro hijo y mi esposo me acompañan durante mi estadía aquí”, afirma Marianick Tremblay. 
Como su cultura tiene influencia francesa, las costumbres navideñas son mucho más clásicas y familiares. “Decorar la casa es lo principal para nosotros, el 1 de diciembre empezamos hacerlo, tanto dentro como fuera de la vivienda. Un elemento típico es el Cascanueces, este debe estar como protagonista de la ambientación en la mayoría de los espacios. Como este mes festivo cae en pleno invierno, oscurece temprano, por lo que también colocamos mucha iluminación en el exterior, pues es tradicional caminar durante la Nochebuena para ver las impresionantes decoraciones”. 
Con emoción, La Embajadora cuenta que la noche del 24 ellos la conocen como “el Réveillon”. “Terminada la tarde, nos reunimos en familia en una casa; luego, juntos salimos a caminar y vamos a la Misa de Gallo a las 23h00, para finalmente regresar y cenar, pues la mesa del buffet ya queda lista con los platillos tradicionales… En estas fechas comemos mucho y muy rico, por eso nuestra cena a veces puede durar hasta 3 horas”, cuenta entre risas. 
Por ejemplo, un jamón con miel de maple o preparado con cerveza es uno de los platos fuertes; asimismo, las albóndigas de chivo o “ragout de boulettes” servido con remolacha, con papas y con salsa de carne, no puede faltar. “La  torta de carne o tourtiére es una delicia, pues su preparación consta de una masa de pan relleno con carne picada de cerdo, venado o vaca, servido con una salsa de tomate. Por eso, es costumbre que en diciembre las familias hagan 20 de estos pasteles, los congelen y los saquen al horno, uno por uno, para brindar a las visitas que llegan por estas fechas. También hacemos pasteles de maple y el famoso tronco de Navidad o “Bûche de Noël”, originario de Francia y que goza de popularidad en los países de influencia francófona… El chocolate caliente con marshmallows es infaltable para los más pequeños. En cambio,  los canadienses de cultura anglófona toman mucho la bebida caliente hecha a base de huevo, canela, cocoa, leche y licor llamada eggnog, por la influencia que tienen de Inglaterra, mientras que los  canadienses de cultura francesa beben el “vino de hielo o de cosecha tardía”, que se prepara usando la uva congelada después de la primera nevada. Esta bebida se toma solo para acompañar algún dulce”, expresa Marianick.
Aparte de cantar villancicos y de asistir al ballet del Cascanueces en algún teatro, una tradición bastante peculiar en Canadá es que los niños dejen cerca de la chimenea un plato de leche, con galletas para Papá Noel y unas zanahorias para los renos, para que Santa coma, deje los regalos y llene las botas de Navidad con pequeñas sorpresas. “La idea es que en la mañana del 25, la familia abra los obsequios en pijama, para que luego se preparen para realizar actividades al aire libre, como patinar sobre hielo, esquiar, jugar jockey, construir muñecos de nieve, deslizarse por los bosques en trineos de madera, y al término del día cenar nuevamente en familia”, manifiesta y recalca que el 26 de diciembre es el boxing day, un día netamente para comprar, ya que todas las tiendas se ponen en descuento. “En Fin de Año, una especial vivencia en mi familia era que todos recibíamos de rodillas la bendición por parte de nuestro abuelo para la protección del año que empezaba”, finaliza con nostalgia. 

El Bûche de Noël, con forma de tronco, listo para ponerlo en la chimenea.

El cascanueces es un elemento típico de la decoración navideña en Canadá.


Páginas: 1


Edición # 616 - 14 de diciembre de 2015

Malabares Cotidianos

El mejor lugar del mundo

...el mejor lugar del mundo es la mesa de la casa de mis papás. ¡No veo la hora de que estemos todos juntos y revueltos!

Leer más

sociales

Aquí y ahora

El desafío de diciembre

Aún en el hogar más necesitado y doliente, hay espacio para celebrar Navidad, acaso con una sola luz que se llama esperanza…

Leer más

sociales

Orientación

Encuesta

Para mantener tu cuerpo en forma, prefieres:

Realizar una dieta rápida.

Salir a correr al parque con unas amigas.

Acudir una hora diaria al gimnasio.

No comer en exceso.